Skip to Content, Navigation, or Footer.
We inform. You decide.
Tuesday, January 31, 2023
Latinx Graphic

This story was translated by Kristine Villarroe.

Escoger una palabra para definir las experiencias comunes de millones de personas no es una tarea fácil. 

Algunas personas de descendencia latinoamericana o española optan por Hispano, otros por latino, latina o latinx. También hay gente que evita usar términos pan-étnicos porque sienten que borra su identidad nacional. Para algunos, la introducción del término Latinx en el habla cotidiana es solo un intento de forzar ideales estadounidenses en el idioma español. Para otros, significa un intento genuino de fomentar la inclusividad. 

Jessi Aaron, una profesora especializada en sociolingüística en el departamento de Español de UF, ve las tonalidades de estos términos. 

“Usar una palabra de esa manera puede ser poderosa para unir a la gente”, dijo Aaron. “Pero al mismo tiempo, puede borrar diferencias enormes en poblaciones hispanohablantes”.

Un término pan-étnico asocia a diferentes grupos étnicos juntos en base a similitudes geográficas, lingüísticas, religiosas o raciales, dijo. Gente de la diáspora latinoamericana típicamente se identifican con dos términos pan-étnicos principalmente: hispano y latino. 

Latino, el género masculino del término, ha sido usado para describir personas provenientes de los países de habla hispana y portuguesa en Latinoamérica, aunque excluye a aquellos de España y Portugal, dijo Aaron. 

Algunos eruditos creen que el término Hispano fue popularizado por el presidente estadounidense Richard Nixon en las elecciones presidenciales de 1972 luego de que mencionara ganar el voto “hispano”. El término fue recibido positivamente y luego fue añadido al Censo de 1980.

Con el tiempo, surgieron las modificaciones de la palabra ‘latino’ de género neutro, tales como Latin@, pero hubo una que ganó gran atención en el 2004: Latinx. 

En UF, este término es usado en organizaciones estudiantiles como Asuntos Hispanos-Latinx y el Intercambio Caribeño, Latinx y Latinoamericano. 

El uso extendido de Latinx coincide con un movimiento internacional para introducir sustantivos y pronombres de género neutro a lenguajes de géneros, dijo Aaron. El Diccionario Merriam-Webster añadió la palabra Latinx a su diccionario inglés en 2018, citando inclusividad de género. 

Enjoy what you're reading? Get content from The Alligator delivered to your inbox

Sin embargo, algunos se oponen a estos cambios. La Real Academia Española, la prolongada autoridad oficial sobre el idioma y la gramática Española, negó públicamente el intento de deshacer la estructura de género del lenguaje ese mismo año. 

Para algunos opositores, el uso de una x como una alternativa de género neutro en el español va a transformar palabras como “amigos” a “amigxs”, haciéndolas más difíciles de pronunciar.

Otra alternativa que sigue mejor la estructura del español y también es usada comúnmente es una sustitución de o-a-e en vez de o-a-x para palabras como amigos, dijo Aaron. 

Una ocasión de resistencia a la estructura de género del español que Aaron resalta es cuando una miembro de comité en España causó controversia por usar intencionalmente la palabra “miembra”. La única forma gramaticalmente correcta de la palabra es el masculino “miembro”.

Mientras que uno de cada cuatro hispanos en los Estados Unidos han escuchado del término Latinx, solo 3% de ellos realmente lo usan, de acuerdo al estudio de 2020 del Centro de Investigaciones Pew. Es más probable que las mujeres de 18-29 años se identifiquen con el término. 

El pequeño porcentaje de personas que usan latinx puede ser atribuido a la oposición organizada contra el uso del término en inglés y español. 

Para Kaylinn Escobar, una estudiante de UF de primer año de salud pública de 18 años, usar el término Latinx es un cambio fácil para ser más inclusivo de la comunidad LGBTQ+.

“Cuando intento hablar sobre un grupo de gente, prefiero el término Latinx”, dijo Escobar. “Si es un intento de que las personas no-binarias se sientan incluidas, ¿por qué le quitarías la comodidad a alguien solo porque estas en contra de la idea?”

Muchos lenguajes indígenas usan identificadores de género neutro, dijo Escobar, así que esto es una extensión natural. 

Cuando Luis Murillo, un estudiante de UF de primer año de ingeniería industrial y sistemas de 19 años, escuchó del término por primera vez hace aproximadamente cinco años, lo rechazó como imperialismo lingüístico. 

Pero luego de observar las dinámicas de género en la escuela y educarse en asuntos LGBTQ+, ahora está a favor del uso del término. Dijo que es más probable que use el término en un entorno formal en el que sabe que estarán presentes personas de varias identidades de género pero todavía se identifica con Latino. 

Catherine Gomez-Thompson, una estudiante de primer año de UF de arte de 18 anos, usa hispana y latina para definir su identidad como mujer colombo-americana. 

“Disfruto usar estos términos para identificarme porque me hace sentir como que pertenezco a una comunidad'', dijo Gomez-Thompson. “Cuando descubrí Latinx en una competencia de discurso y debate, pensé que era brillante”.

Gomez-Thompson siente que la adición de la x va a ayudar a deshacer la estructura patriarcal de la cultura hispanohablante.

“Se reduce a cómo la gente es criada y a cómo crecen”, dijo. “Si comenzamos ahora con la nueva generación, la palabra va a ser usada más ampliamente en el futuro”. 

Support your local paper
Donate Today
The Independent Florida Alligator has been independent of the university since 1971, your donation today could help #SaveStudentNewsrooms. Please consider giving today.

Alan Halaly

Alan Halaly is a third-year journalism major and the Spring 2023 Editor-in-Chief of The Alligator. He's previously served as Engagement Managing Editor, Metro Editor and Photo Editor. Alan has also held internships with the Miami New Times and The Daily Beast, and spent his first two semesters in college on The Alligator’s Metro desk covering city and county affairs. 


Kristine Villarroel

Kristine Villarroel is a third-year journalism major and the Avenue desk editor at the Alligator. In her free time, she looks for dusty fur coats at antique shops and pretends not to be a hater on Twitter.


Powered by SNworks Solutions by The State News
All Content © 2023 The Independent Florida Alligator and Campus Communications, Inc.