Skip to Content, Navigation, or Footer.
We inform. You decide.
Wednesday, June 12, 2024

Gainesville proporcionará $7.2 millones para subsidios de viviendas asequibles

Algunos residentes y oficiales esperan que se construyan casas, no apartamentos

Sherry Roberts lloró cuando ella y su esposo, Albert, recibieron las llaves de su nueva casa. Era la primera vez en generaciones que su familia se convertía en dueña de una casa en bastante tiempo. 

Roberts creció en Gainesville, en el complejo de casas públicas Kennedy Homes, donde dice que casi fue abusada sexualmente, además de ser testigo de un asesinato a los 9 años. Ella también vivió con su esposo e hijos en Eden Park, otro apartamento destinado a ser vivienda asequible. Allí, la violencia armada, el tráfico de drogas y los padres negligentes eran comunes, dijo ella.

Un día, Roberts decidió que no quería que el dinero de su esposo fuera usado para mantener una apartamento donde nunca se podrían nombrar dueños. Roberts dijo que quería una casa. 

“Cuando te conviertes en propietario de una casa, es un tipo de orgullo diferente”, dijo Roberts. “Es un sentimiento diferente”.

Vivienda asequible han sido palabras de moda en la política local durante más de una década. Aún así, las tarifas de alquiler de apartamentos han aumentado constantemente en todo el país, incluso en Gainesville: La ciudad fue nombrada "gravemente inasequible" por la encuesta de asequibilidad de vivienda internacional de Demographia en 2019. Eso fue antes de los aumentos de precios relacionados con la pandemia nacional de COVID-19.

La ciudad de Gainesville anunció el 7 de febrero que destinará $7.2 millones a subvenciones para complejos de apartamentos que estén dispuestos a construir viviendas para familias con el 65% o menos del nivel de ingresos medio promedio de la ciudad, lo que asciende a $26,609, según la Oficina del Censo de EE.UU.

Roberts es un ejemplo de residentes de Gainesville que se han beneficiado de ser propietarios de una vivienda.

Ella recibió su diploma de Desarrollo Educativo General, o  GED por sus siglas en inglés, del Loften Center y encontró un empleo de tiempo completo en la junta escolar del Condado de Alachua como asistente administrativa. Después de dos años de trabajo tanto suyo como de su marido y con una carta de recomendación de su arrendador, la familia Roberts pudo comprar una casa en el vecindario East Gainesville Azalea Trails.

Los Roberts compraron su casa por $35,000. Su pago hipotecario mensual es de $420.

Pero eso fue en 1994.

En 2023, una casa de $35,000 costaría $69,115. La casa de Roberts está valuada en $147,400, casi el doble de la cantidad por la que la compró, ajustada por la inflación.

Ahora, no es posible que las familias negras en Gainesville hagan lo que ella hizo, dijo Roberts.

Enjoy what you're reading? Get content from The Alligator delivered to your inbox

El plan de la ciudad es que los desarrolladores soliciten el subsidio con una presentación sobre cómo incluirán viviendas asequibles, dijo el alcalde Harvey Ward. Las presentaciones ocurrirán del 9 de febrero al 6 de marzo. Luego, la comisión de la ciudad votará para decidir qué desarrolladores recibirán el dinero.

Ward dijo que nunca ha visto esta cantidad de fondos destinados a viviendas asequibles a nivel de ciudad en Gainesville, dijo.

“Nos pone en una posición que no tenemos muy a menudo”, dijo Ward. “Esto es algo completamente diferente donde tenemos la última palabra”.

El dinero proviene de la Ley del Plan de Rescate Estadounidense, parte del plan “Build Back Better” del presidente Joe Biden. Ofrece subvenciones a ciudades de los EE. UU. para construir infraestructura local, dinero que Gainesville recibió el año pasado.

La construcción de cualquier tipo de vivienda es costosa, dijo Ward.

La ciudad generalmente se asociará con desarrolladores que busquen un crédito fiscal federal para viviendas asequibles, pero el gobierno local rara vez ha podido comprometer sus propios fondos para un proyecto. Poner a disposición de los desarrolladores el dinero de ARPA cambiará eso, dijo Ward.

Los desarrolladores también pueden solicitar el subsidio si construyen casas para la venta con ingresos iguales o inferiores al doble del nivel federal de pobreza, lo que, para una familia de cuatro, ascendería a aproximadamente $55,500. Para el presidente de la junta de GRACE Marketplace, Michael Raburn, esa opción es la solución para el problema de la vivienda asequible.

La posesión de vivienda es un camino a seguir para las familias en Gainesville, dijo Raburn, quien trabaja con personas sin hogar y de bajos ingresos y es miembro del Comité Asesor de Vivienda Asequible de Gainesville.

Una solución que ha buscado la ciudad es la vivienda de uso mixto, que requiere que los desarrolladores incluyan un pequeño porcentaje de unidades asequibles junto con las de precio de mercado para obtener la aprobación de la ciudad.

Pero los grandes complejos con algunos requisitos de vivienda asequible, como el apartamento al cual la comisión le permitió excepciones de zonificación para el 2 de febrero, no son una solución, dijo Raburn.

“Si vas a pasar tu vida en el [norte] centro de Florida, probablemente querrás un patio y un perro y niños y un trampolín, una piscina”, dijo Raburn. “Si toda su solución es apilar a todos en apartamentos en el centro, no creo que la gente quiera eso”.

La creciente población estudiantil aumenta la demanda de apartamentos que cuestan más de $1,000 por cama, dijo Raburn. A su vez, los complejos más asequibles se transforman año tras año en apartamentos de lujo, y se abandona por completo el concepto de desarrollar barrios. La falta de casas y la alta demanda crean precios altos.

Mientras tanto, los residentes de áreas de bajos ingresos como East Gainesville se quedan atrás, dijo Raburn.

“Si no tiene vivienda, su problema número uno es que no tiene vivienda”, dijo.

Pero Raburn dijo que no apoya la construcción de viviendas asequibles donde sea posible en una ciudad.

El 80% de todas las viviendas asequibles se encuentran en el este de Gainesville, según datos del condado de Alachua. El área predominantemente negra y de bajos ingresos alberga a los residentes más pobres de la ciudad y solo ofrece una tienda de comestibles aprobada por el Departamento de Agricultura de EE.UU.: un Walmart al este de Main Street.

A modo de comparación, hay siete Publix, dos mercados asiáticos, dos ALDI, Trader Joe's, Whole Foods y Ward's Supermarket al oeste de Main Street. Esto crea desiertos alimentarios en el census del este de Gainesville, dijo Raburn.

Esto es lo que generó controversia con respecto a Dogwood Village en enero, cuando 42 residentes expresaron sus opiniones sobre la posibilidad de un nuevo complejo de viviendas asequibles en East Gainesville. La mayoría eran negros de la zona este y se pronunciaron en contra de la construcción de Dogwood Village.

Querían ver más esfuerzos para construir viviendas asequibles en West Gainesville más cerca de los trabajos y las tiendas de comestibles.

“Comprendo su enfoque porque han sido lastimados y quemados muy a menudo”, dijo Raburn.

Uno de los trabajos del Comité Asesor de Vivienda Asequible es aprobar un plan de desarrollo de vivienda asequible para participar en una lotería de fondos estatales. Durante los últimos tres años, Raburn ha votado no a la propuesta anual porque cada una está en East Gainesville.

Pero es superado en votos todos los años.

Mejores lugares para construir serían en Walmart en NW 23rd St., dijo, donde hay más empleos. Él espera que las propuestas para el dinero de la subvención ARPA miren hacia el oeste, no hacia el este, dijo.

Roberts también lo espera, dijo, por el bien de los niños con los que trabaja en su organización sin fines de lucro, Parents4Parents, donde brinda servicios educativos para familias en viviendas públicas.

A menudo hablan de drogas y sexo desde los 4 años, dijo. Cuando dicen esas cosas, Roberts dijo que le recuerda su propia crianza en Kennedy Homes.

Ella cree que las casas son lo que su comunidad en East Gainesville necesita sanar, dijo.

Su hija menor, Shree Roberts, de 15 años, creció en su casa de Azalea Trails. Shree ahora tiene un hogar al que recurrir.

Roberts le dice a su hija y a sus otros tres hijos que si muere hoy, morirá feliz porque sabe que sus hijos podrán construir sobre la vida que ella y Albert hicieron para ellos en esa casa.

“Todavía estamos creciendo, todavía estamos desarrollándonos”, dijo. “Todavía estamos tratando de romper los malos ciclos generacionales. Pero la base está ahí”.

Escrito por Siena Duncan. Póngase en contacto con Siena a través de sduncan@alligator.org. Sígala en Twitter como @SienaDuncan.

Traducido por Nicole Beltrán. Póngase en contacto con Nicole a través de  nbeltran@alligator.org. Sígala en Twitter como @nicolebeltg.

Support your local paper
Donate Today
The Independent Florida Alligator has been independent of the university since 1971, your donation today could help #SaveStudentNewsrooms. Please consider giving today.

Siena Duncan

Siena Duncan is a sophomore journalism major and the graduate school beat reporter for the Alligator. When she's not out reporting, she's typically bothering her friends about podcasts or listening to Metric on repeat. 


Nicole Beltran

Nicole Beltran is a second-year journalism and economics major. This is her first semester as the race and equity reporter. She has previously worked as a translator and editor for El Caimán. In her free time, she enjoys watching movies, trying new foods and drawing.


Powered by SNworks Solutions by The State News
All Content © 2024 The Independent Florida Alligator and Campus Communications, Inc.