Skip to Content, Navigation, or Footer.
We inform. You decide.
Wednesday, December 01, 2021

‘Estresante’: los investigadores de la UF proyectan que el brote de COVID-19 Delta alcanzará su punto máximo a fines de agosto o septiembre

El hospital UF Health Shands registra un nuevo récord de hospitalizaciones de COVID-19, pospone procedimientos electivos durante la noche

The multi-colored glass of the UF Health Shands Children’s Hospital shines as the sun reflects off the panes on September 25, 2020. The pediatric staff provide care in more than 20 specialties including pediatric hematology-oncology.
The multi-colored glass of the UF Health Shands Children’s Hospital shines as the sun reflects off the panes on September 25, 2020. The pediatric staff provide care in more than 20 specialties including pediatric hematology-oncology.

A medida que los estudiantes regresan al campus para las clases de otoño, UF se acerca a un pico promedio de casos de siete días comparable al de enero, que fue uno de los más grandes desde el inicio de la pandemia COVID-19.

Se espera que la ola de casos siga creciendo: los investigadores de UF proyectan que el brote del Delta alcanzará su punto máximo a fines de agosto o septiembre. El hospital UF Health Shands tiene más pacientes con COVID-19 ahora que nunca, lo que empuja al hospital a posponer ciertos procedimientos electivos por segunda vez. El número de pacientes de 19 años o menos en la unidad de cuidados intensivos por el virus es más alto que nunca.

"No veo un final a la vista", dijo el director ejecutivo de Shands, Ed Jimenez. "Si es cierto que aún no estamos alcanzando su punto máximo, entonces hay más por venir -- es estresante".

El informe de los bioestadísticos de la UF predijo que el pico se produciría durante las primeras tres semanas de clases de otoño en UF—  proyectando llegar a 33,000 casos reportados por día y 220,000 por semana en la Florida.

Desde el 17 de agosto, la mayor cantidad de casos semanales de Florida durante la pandemia fue durante el verano, con más de 151,000 casos reportados del 6 al 12 de agosto.

Del 8 al 13 de agosto, UF reportó 141 pruebas positivas y un récord de 1,512 personas en cuarentena o aislamiento hasta el martes. UF ya no suministra espacios de cuarentena o aislamiento en el campus para los estudiantes.

Agobiados de pacientes con coronavirus, Shands anunció en un correo electrónico el 9 de agosto que los procedimientos electivos que requieren pasar la noche deben posponerse. Esta es la segunda orden para limitar los procedimientos electivos después de que Shands anunció la semana anterior que se pospondrían todas las cirugías electivas que requieren una estadía en la UCI.

La cancelación de estos procedimientos le da al hospital flexibilidad para adaptarse al aumento de pacientes con COVID-19, dijo Jiménez.

Las hospitalizaciones de Shands COVID-19 volvieron a batir récords el 9 de agosto con 216 camas de pacientes ocupadas y 41 pacientes en la UCI. Del total de pacientes hospitalizados, el 94% no estaban vacunados, dijo Jiménez. 

Además de los pacientes adultos de la UCI, seis niños permanecían en la UCI de Shands debido a la infección por COVID-19 el 12 de agosto — el mayor número de menores en la UCI del hospital por el virus desde el inicio de la pandemia, dijo Jiménez.

Debido al volumen de casos virales, Jiménez dijo que la variante Delta es más infecciosa que otras cepas.

Además de los pacientes adultos, seis niños permanecían en la UCI de Shand debido a la infección por COVID-19 el 12 de agosto, el mayor número de menores en la UCI del hospital por el virus desde el inicio de la pandemia, dijo Jiménez.

Enjoy what you're reading? Get content from The Alligator delivered to your inbox

"Hemos tenido al menos un niño en la UCI todos los días durante el último mes", dijo. "En nuestro apogeo, teníamos un niño aquí y allá".

En total, nueve niños fueron hospitalizados a partir del 12 de agosto. Ninguno fue vacunado, aunque algunos eran elegibles, dijo Jiménez. A medida que los niños regresan a la escuela, el fuertemente recomienda que todos los niños de 12 años o más se vacunen.

"Si un niño contrae COVID, hoy no podemos estar tan seguros de que no terminará en el hospital — mucho menos enfermo", dijo Jiménez.

Algunos padres han expresado su preocupación por la autorización de uso de emergencia de la Administración de Alimentos y Medicamentos, también conocida como la FDA por sus siglas en inglés. Pero los científicos dicen que es simplemente una demora en el procedimiento y ya saben que las vacunas son seguras, dijo Jiménez.

Mientras que Shands no está a toda capacidad como otros hospitales de la Florida, como Lake City Medical Center, Jiménez dijo que cuando las comunidades periféricas buscan apoyo en los hospitales de Gainesville, se genera un derrame de pacientes.

“Los hospitales en nuestra periferia están siendo invadidos por COVID”, dijo Jiménez. "Cuando eso sucede, ejerce presión sobre los hospitales de Gainesville".

Aproximadamente la mitad de los pacientes de COVID-19 en Shands no son del condado de Alachua, dijo Jiménez.

Aunque no todos los pacientes tienen la cepa Delta, Jiménez dijo que una mayor secuenciación revela más pacientes con la cepa, lo que lleva a la conclusión de que es probable que el brote esté relacionado con Delta.

El Instituto de Patógenos Emergentes desarrolló el modelo COVID-19 proyectado, estimado por los investigadores de UF Ira Longini y Thomas Hladish y actualizado el 14 de agosto, que predice que el pico en el brote del Delta para Florida será a fines de agosto y principios de septiembre.

El informe también predijo un pico de alrededor de 60,000 infecciones sintomáticas y asintomáticas por día. Con los cambios en la disponibilidad de las pruebas y los retrasos en los reportes, el informe indica que la curva de infección se ve significativamente diferente a la curva de casos reportados.

El informe detalla las estimaciones de muerte, que es probable que alcancen un pico sustancialmente después del pico en los casos reportados. Jiménez dijo que las hospitalizaciones también tienden a quedarse atrás de las infecciones.

La predicción se basa en un modelo de transmisión que incluye a personas de diferentes grupos demográficos y hogares en la Florida, dijo Hladish. El modelo tiene en cuenta los diferentes estilos de vida de los residentes, las nuevas variantes y la campaña de vacunación para simular con precisión la transmisión.

"Esto es, con mucho, lo peor que hemos tenido en términos de cuántas personas están infectadas y qué tan rápido se ha propagado", dijo Hladish. "Esta es una variante mucho más infecciosa".

El sistema de atención médica está abrumado y estirado debido a estos aumentos repentinos, y la consecuencia va más allá de las personas con COVID-19, dijo Hladish.

"COVID no es la única razón por la que la gente va al hospital", dijo Hladish.

Con este aumento en los pacientes con COVID-19 que afecta el acceso a la atención de todos los pacientes, los primeros respondedores también están comenzando a sentir el peso de estas consecuencias que menciona Hladish.

“El año pasado, si dijiste que COVID era un huracán, hicimos advertencias y evacuamos a las personas, y tomamos todas estas precauciones para minimizar el daño del huracán”, dijo Harold Theus, jefe de bomberos del Cuerpo de Bomberos del Condado de Alachua. "Este año, el huracán nos golpeó sin previo aviso".

A mediados de julio de este año, el número diario de transportes estaba aumentando, dijo Theus, y también aumentó el tiempo de espera para que se transfiriera una cama.

En promedio, los primeros respondedores generalmente esperaban de 15 a 30 minutos, dijo Theus. A finales de julio se produjo un gran aumento en los tiempos de espera, con algunos rescates esperando de una o hasta tres horas.

Debido a que estos primeros respondedores pasaron tanto tiempo esperando, causó una escasez de ayuda disponible para las llamadas entrantes al 911.

Los Bomberos del Condado de Alachua, en promedio, transportan a 85 pacientes al día, dijo Theus. En este momento, han estado llegando a 95 llamadas de transporte al día.

"Lo que está sucediendo ahora es que estamos administrando la carga de llamadas, está sucediendo, estamos teniendo buenas respuestas rápidas a todas nuestras llamadas, pero ciertamente crea mucha fatiga en nuestros equipos", dijo Theus. "En cada llamada, ellos [los primeros respondedores] tienen que pensar en este virus transmisible ... 'Espero no exponerme a mí mismo a contraer este virus y a mi familia'".

Theus dijo que el estrés de asegurarse de mantenerse saludables está afectando enormemente a todos los primeros respondedores.

“Tenga paciencia y piense en nuestros trabajadores de la salud”, dijo. “Obviamente, nuestros pensamientos y oraciones están con los enfermos y con las familias de COVID, pero también está afectando enormemente a nuestros trabajadores de emergencias médicas y al personal del hospital”.

El personal de Shands también está agotado, dijo Jiménez. Durante 18 meses, no ha habido un solo día en el hospital sin pacientes con COVID-19.

Shands no exige vacunas, pero Jiménez dijo que cualquier empleado que no esté vacunado tendrá que usar una máscara N95 a partir de esta semana.

Jiménez dijo que le preguntó a una de los enfermeros cómo estaba y le dijo a Jiménez que estaba bien. Pero luego su voz se apagó.

El enfermero le dijo a Jiménez que sabe cuándo un paciente se dirige hacia la muerte. Separada por paneles de vidrio, la enfermera llama a un miembro de la familia para un último adiós.

“Me dio escalofríos”, dijo Jiménez. "Dios mío, imagínese ser un enfermero teniendo que presenciar eso, no solo una, dos o tres veces".

Otros miembros del personal expresaron a Jiménez una inquietante sensación de déjà vu.

“'Este es el Día de la Marmota de nuevo'”, dijo. "¿Cómo nos permitimos volver aquí como sociedad?"


Traducido por Saira Gonzalez

Comuniquese con Alexandra Harris: aharris@alligator.org, Elena Barrera: ebarrera@alligator.org y con Saira Gonzalez: sgonzalez@alligator.org

Support your local paper
Donate Today
The Independent Florida Alligator has been independent of the university since 1971, your donation today could help #SaveStudentNewsrooms. Please consider giving today.

Alexandra Harris

Alexandra is a senior journalism major reporting on Science/Environment for The Alligator. Her work has appeared in The Gainesville Sun, and she filed public records requests for the Why Don't We Know investigative podcast. She has a passion for the environment.


Saira González

Saira González is a fourth-year at The University of Florida double majoring in Spanish and Anthropology. She is from Ruskin, Florida, but was born in her native Mexico. She spends her free time playing the violin and working as a translator for El Caimán. 


Elena Barrera

Elena is a second-year journalism major with a minor in health sciences. She is currently reporting on University news for The Alligator. When she is not writing, Elena loves to work out, go to the beach and spend time with her friends and family


Powered by SNworks Solutions by The State News
All Content © 2021 The Independent Florida Alligator and Campus Communications, Inc.